Noticias

Un grupo hacker atacó el sitio de entretenimientos de Sony

07 de Abril de 2011

El movimiento Anonymous, le declaró la guerra a Sony. Hace unos días atrás, a través de su sitio, expresó su intención de tomar venganza contra la multinacional, por “la persecución contra dos hackers”. Y ayer, los servicios online y algunas páginas de la empresa fueron los blancos.

Un grupo hacker atacó su sitio de entretenimientosEl detonante fue el juicio iniciado por Sony contra los hackers GeoHot y Graf_Chokolo, que consiguieron cargar juegos no autorizados en la PS3 mediante un sistema de desbloqueo (jailbreak) y publicaron el método en un sitio Web. Un juez de San Francisco ordenó al titular del sitio retirar cualquier información sobre sistemas de “pirateo” de la consola. Hasta ese momento la consola no había sido vulnerada.

Si bien los activistas virtuales aceptan que el ataque web no es la vía adecuada para resolver el conflicto, sostiene a través de un comunicado en www.anonnews.org que Sony incurrió en abuso del sistema judicial, en un intento de censurar la información que circula por la red, lo que consideran un atentado a la libertad de expresión. Los alborotadores apelaron a una acción anónima, aunque coordinada. La metodología fue un ataque de denegación de servicio, que apunta a colapsar un sitio web, mediante la saturación de su servidor.

La ofensiva provocó que millones de usuarios tengan dificultades para acceder a la plataforma de juego online, PlayStation Network, y su tienda, PlayStation Store, donde se venden y alquilan películas o videojuegos.

Lo más preocupante es que un nuevo grupo denominado SonyRecon comenzó a recopilar información personal de empleados de Sony. Esta facción ya publicó información confidencial –dirección, familia, estado civil, edad, educación– de algunos ejecutivos.

De entrada la compañía reconoció los problemas del servicio y anunció que trabaja para garantizar su óptimo funcionamiento, sin ninguna alusión al ataque.

El Blog oficial de PlayStation y los foros de Sony experimentaron cierta lentitud y, casualmente, la compañía colgó el cartel de “tareas de mantenimiento”.

La única voz oficial dijo “nos encontramos investigando en estos momentos la posibilidad de un ataque dirigido por parte de algún grupo externo. De confirmarse esta situación, deseamos agradecer de nuevo a nuestros clientes, quienes han soportado este ataque y la interrupción del servicio”.

No es la primera vez que los muchachos de Anonymous organizan un ataque motivado por un hecho que consideran “injusto”. Hace tan solo unos meses, el grupo organizó una campaña contra entidades como MasterCard, Visa y PayPal en “venganza” por el acoso a la web Wikileaks, tras la difusión de cables diplomáticos estadounidenses.

 

Fuente: www.clarin.com

 

| |